Hace unas semanas leí una entrevista con el primer ministro de Finlandia, que estaba de visita oficial en España. Después de una serie de cuestiones de contenido sobre todo económico, la periodista terminó preguntándole si piensan los finlandeses que los españoles son unos vagos. El primer ministro respondió con toda cortesía que no, y añadió:

 Los españoles están creando sus propios estereotipos.

¿Qué os parece esta respuesta? ¿Tiene razón? ¿Fomentamos los españoles nuestros propios tópicos? ¿Se puede aplicar esa misma repuesta a cualquier otro país? ¿Las naciones acaban creyéndose lo que otros piensan o dicen de ellas?

 

ACTUALIZACIÓN: Björn (otro finlandés, curiosamente), estudiante Erasmus del curso pasado, escribió una interesante reflexión sobre cómo te sientes cuando llegas a un país nuevo y todo el mundo te mira a través de los estereotipos.

Anuncios