Colaboración de TONY

Los girasoles miran hacia el sol para que las sombras queden por detrás de ellos

El siguiente articulo va a presentar un proyecto social que se llama Sonflora y trabaja en Nicaragua. Nicaragua, un país localizado en América Central, rico de sol, playa, naturaleza y alegría de vivir.

Pero por otro lado por desgracia también forma parte en el grupo de los países mas pobres de América Central y del mundo. Casi 80% de sus habitantes tienen menos de dos dólares al día. Además existe mucha corrupción y especialmente el sistema educativo esta financiado muy bajo y está aterradoramente subdesarollado. A las escuelas públicas les faltan materiales didácticos, estructura de enseñanza profesional y profesores. Tampoco se cuida si l@s alumn@s van a clase frecuentemente o no. A la mayoría de las familias cuya situación económica no permite acceso de sus niñ@s a los pocos colegios de calidad (los privados).

La pobreza también provoca el trabajo infantil. Much@s niñ@s tienen que trabajar para financiar la familia y no les queda tiempo para ir al colegio. Un ambiente en muchos casos también acompañado de violencia en casa y drogas no deja muchas oportunidades para el futuro de la mayoría de est@s niñ@s ni espacio para ser niñ@ simplemente.

Nuestro proyecto Sonflora (el nombre viene del idioma esperanto y significa “girasol”) ofrece a niños y niñas de los pueblos Las Peñitas/Poneloya y Tamarindo (cerca de la ciudad León) una “isla” donde encuentran espacio para ser niñ@ y donde pueden escapar de su día a día. La primera intención del proyecto es enseñarles un mundo sin violencia, de respeto, de cariño y derechos. Nuestro trabajo se orienta a las necesidades de l@s niñ@s. Deben descubrir sus intereses, fuerzas y creatividad por medio de diferentes actividades.

¿Que ofrecemos en concreto?

A l@s niñ@s que quieren visitarnos (el proyecto consiste en mas de 60 niñ@s desde seis a catorce años de edad) ofrecemos en concreto:

–       clase de leer, escribir, matemática e ingles

–       ayuda de tareas

–       ejercicios de concentración (por ejemplo yoga)

–       cuidado psicológico

–       educación sexual y aclaración sanitaria

–       bricolaje, dibujar, manualidades

–       teatro/circo

–       deporte (equipo de baseball y futbol con partidos périodicamente)

–       clase de guitarra

–       baile folclórico

–       excursiones a la naturaleza (por ejemplo a los volcanes o selvas de manglares) y educación ambiental

–       comida caliente périodicamente

–       y por supuesto: ¡jugar!

Todas las actividades siguen la filosofía de enseñar los valores de la reunión sociable de respeto y de resolver conflictos sin violencia.

¿Quien participa/trabaja en el proyecto?

Sonflora se ha formado por la iniciativa de una señora suiza que vive en Nicaragua. Se llama Mary y coordina el proyecto. Además de muchos voluntari@s jóvenes de diferentes países y diferentes formaciones (como trabajo social, psicopedagogía, psicología, ciencia de la educación y comunicación) el equipo de Sonflora consiste en psicológos y trabajadores sociales nicaragüenses que ganan un pequeño salario.

Nos financiamos con apoyos de ayudantes en Europa (especialmente Suiza y Alemania). Además nos apoyan organizaciones oficiales como el DED (Deutscher Entwicklungsdienst) o el Nicaraguaverein Hamburgo e.v. Cooperamos con otras ONGs en Nicaragua y trabajamos junto con responsables de las comunidades de Las Peñitas y Tamarindo, los padres y las/los profesores/profesoras.

En Europa los ayudantes organizan eventos para dar el proyecto a conocer y ganar simpatizantes. Todo el mundo de cualquier formación y de cualquier edad puede participar en Sonflora como voluntari@ o cualquier otra función.

Anuncios