Colaboración de CLAERWEN ( ELE 8 )

Hay veces cuando pienso en la desigualdad enorme en el mundo. No obstante, este tema me hace más confundida que triste porque a mí me parece muy extraño que podemos vivir con una abundancia de dinero en el Oeste mientras 30,000 niños mueren cada día en África subsahariana. Además, las causas de muerte más comunes en el mundo son fácilmente evitables. Por ejemplo, el hambre y la desnutrición causan, directamente o indirectamente, 36 millones de muertes cada año. Sin embargo, el hecho más extraño es que la opulencia no sea bien por la salud de personas en el Oeste tampoco.

En primer lugar, hay las enfermedades que son causados directamente de la indulgencia excesiva como la obesidad. Mientras personas en África se mueren de hambre, una tercera de norteamericanos es obesa. El coste de la obesidad al gobierno australiano es $10.8 billones cada año. No obstante, Australia da solamente $2 billones como ayuda exterior.

Sin embargo, aunque ellas son causadas menos directamente, el más aterrador efecto de la opulencia en la salud es el aumento de las dolencias psiquiátricas. La preponderancia de la depresión ha crecido mucho en el último siglo. De hecho, el gobierno australiano ha dicho que cada australiano será afectado de la depresión en su vida- o porque tiene la depresión su mismo o porque tiene un familiar o amigo con la depresión. Personalmente, creo que esta preponderancia es debido a la inactividad. Muchas personas tienen demasiado tiempo y nada sentida a hacer. En otros países, las personas trabajan todo el día por algo tangible. Además, tienen una comunidad tangible, como una tribu. Quizás es más simple, pero estoy segura que eso ayuda a la autoestima.

Una confusión de identidad en el Oeste ha causado problemas con la imagen de sí mismo que han resultado en enfermedades como la bulimia. Por fin, el aburrimiento, debido a una falta de necesidad de trabajar, ha contribuido en un aumento en la consunción de drogas. El alcoholismo y abuso de drogas causan la psicosis y la esquizofrenia. Hay psicólogos que creen que en los próximos 50 años serán un número muy grande de enfermos mentales en el Oeste.

Una sociedad en la cual que una mitad tiene un concepto de realidad completamente diferente a la otra mitad me parece discordante e infeliz. Por lo tanto, si personas necesitan un incentivo más grande de donar dinero a los países pobres, creo que el hecho que demasiada riqueza es más por la salud puede ayudar en esta decisión porque nadie quiere vivir en un mundo de inanición y demencia.

Imágenes: flickr.com/AdamCohn, flickr.com/h.koppdelaney

Anuncios